El Papa Francisco designó obispo a un cura de la iglesia San Gabriel

En el mediodía del sábado, Jorge Eduardo Scheinig fue ordenado como obispo auxiliar de la arquidiócesis Mercedes Luján.

La misa celebrada en la Basílica de Luján fue presidida por el arzobispo, Agustín Radrizzani, quien ofreció la homilía. Scheining proviene de la diócesis de San Isidro, donde era párroco de la Iglesia San Gabriel de la Dolorosa, ubicada en Gaspar Campos 759, en Vicente López.

Su designación había sido efectuada semanas atrás por el Papa Francisco. El nuevo obispo auxiliar dirigió un mensaje a los fieles que lo acompañaron durante la celebración del sacramento. En sus palabras, recordó al Negrito Manuel, “primer testigo” de los diálogos silenciosos y fundantes entre la Madre de Luján y sus primeros devotos.

Agradezco muchísimo a las queridas comunidades de Sagrada Familia de Carapachay, Resurrección del Señor de Martínez, San Pedro y San Pablo de Olivos, Nuestra Señora de Aranzazu de San Fernando, Purísima de Pacheco y San Gabriel, parroquia-colegio de Vicente López. Deseo agradecerles de todo corazón todo lo que hicieron en mí y por mí. Dejaron en mi vida huellas imborrables, expresó en su ordenación el hombre de 34 años.

Más tarde, a través de una entrevista, Jorge expresó: “Como sacerdote he trabajado como párroco fundamentalmente, pero también he incursionado en distintas pastorales.. Fue muy lindo trabajar en el colegio San Gabriel, tiene proyectos pedagógicos muy interesantes, muy aggiornados a este tiempo y a los tiempos que se vienen, una antropología cristiana más afinada. Parroquia-colegio forman una pastoral que tiene sinergia, se potencian una y otra: la Pastoral Educativa y la Pastoral de la Parroquia”.

Por último, Scheining se refirió a su relación con el Papa Francisco: “Conocer al cardenal Bergoglio ha sido para mí muy importante. Con él que compartí algunas cosas. Conozco pocas personas que tengan esa dedicación tan exquisita, tan perseverante, tan comprometida con la Iglesia”. “He visto a un hombre totalmente dedicado a la Iglesia, con ningún tiempo para sí mismo, eso sin duda marca la responsabilidad, la seriedad, la entrega pero también la alegría. He conocido un hombre feliz de una vida entregada a Dios y a la gente. Sin duda que para mí ha sido muy provechoso”, concluyó.

 

  • Posts not found

Que te pareció la nota? Compártela en tus Redes Sociales!!